Cazamariposas telescópico Moses

No debe faltar en unas vacaciones familiares o en un viaje al campo, siempre hay mucho para que los niños descubran en la naturaleza.

No olvides liberarlos tras la observación, para que os podáis encontrar otro día.

5,90 (Iva incluido)

Lo quiero
Lo quiero

Descripción

Cazamariposas telescópico de Moses, con mango telescópico y goma antideslizante para una mejor sujeción. Fabricado en poliéster 100% y acero inoxidable.

¿Qué está volando por el jardín, se arrastra por el césped y nada en el río? Podrás encontrar las respuestas a esas preguntas de forma muy divertida y totalmente segura, con esta práctica red.

Disfruta de tus visitas a la naturaleza, podrás atrapar algunos insectos, plantas o pequeños animales sin dañarlos, para observarlos más de cerca y descubrir lo alucinantes que son. No olvides liberarlos tras la observación, para que os podáis encontrar otro día.

El mango es extensible y se puede ajustar a la longitud que necesites, y así alcanzar eso que tanto te ha llamado la atención y quieres ver más de cerca. Con agarre antideslizante para mayor seguridad.

Promueven la actividad al aire libre, y la red es una aliada perfecta para que los pequeños y pequeñas de la casa puedan saciar su curiosidad a la vez que aprenden sobre los animales y la naturaleza. El aprendizaje a través del juego resulta divertido y efectivo, ya que permite cierta autonomía en el proceso de aprendizaje.

Sus dimensiones aproximadas son:
  • Largo total aprox.38 cm x 20 cm
  • Extendido aprox.86 cm x 20 cm
  • Profundidad de red aprox.25 cm
  • Diametro red: Ø aprox.45 cm

 

¡Úsalo solo bajo la supervisión de un adulto!

Información adicional

Peso 0,205 kg
Dimensiones 20 × 1 × 41 cm
Edad

6+

Moses

Moses es una reconocida casa alemana dedicada a la edición, pero también a la fabricación de juegos y juguetes educativos. Son conocidos sus materiales para que los peques descubran la naturaleza.

Su calidad y el buen diseño distinguen los productos de Moses. Materiales hechos para durar y para despertar la curiosidad de los peques siempre en contacto con la naturaleza.

Sus materiales cumplen con una filosofía de juego ligada al movimiento libre, al descubrimiento y aprendizaje autónomos y los beneficios de hacerlo en un entorno natural.